La historia del descubrimiento de la tumba de Tutankamón

Descubre cómo fue descubierta la tumba de Tutankamón, uno de los hallazgos arqueológicos más importantes de la historia.

El descubrimiento de la tumba de Tutankamón en 1922 fue uno de los hallazgos arqueológicos más importantes de la historia.

La tumba, ubicada en el Valle de los Reyes en Egipto, contenía miles de objetos y tesoros que habían sido enterrados con el joven faraón.

En este artículo, exploraremos la historia detrás del descubrimiento de la tumba de Tutankamón y cómo se convirtió en uno de los hallazgos más significativos de la arqueología.

El hallazgo casual de la tumba:

El descubrimiento de la tumba de Tutankamón fue en gran parte accidental. En 1914, un arqueólogo británico llamado Howard Carter comenzó a trabajar en el Valle de los Reyes.

Durante los siguientes años, Carter realizó una serie de excavaciones en la zona, sin encontrar nada de importancia. Sin embargo, en 1922, Carter recibió una ayuda inesperada.

El aristócrata británico Lord Carnarvon, quien había financiado las expediciones de Carter, decidió que no continuaría apoyando las excavaciones, a menos que se encontrara algo importante.

El descubrimiento de la tumba de Tutankamón:

Carter decidió hacer una última excavación antes de abandonar el proyecto.

En noviembre de 1922, sus trabajadores encontraron unas escaleras que conducían a una puerta sellada en el Valle de los Reyes. Carter creyó que había descubierto algo importante y comenzó a excavar la entrada.

Después de retirar el escombro, la entrada de la tumba de Tutankamón finalmente fue abierta el 26 de noviembre de 1922.

El contenido de la tumba:

Una vez que se abrió la entrada de la tumba de Tutankamón, Carter y su equipo encontraron una serie de cámaras funerarias y pasadizos.

Dentro de la tumba, encontraron más de 5,000 objetos que habían sido enterrados con Tutankamón, incluyendo joyas, ropa, muebles y artículos de culto. También encontraron una serie de objetos de oro macizo, incluyendo una máscara funeraria que cubría la cabeza del faraón.

Estos objetos estaban en excelentes condiciones, ya que la tumba había sido sellada por más de 3,000 años.

La importancia del descubrimiento:

El descubrimiento de la tumba de Tutankamón fue un hito importante en la historia de la arqueología. La tumba y sus tesoros proporcionaron a los arqueólogos una visión sin precedentes de la vida y el arte en el antiguo Egipto.

Además, la tumba de Tutankamón fue una de las pocas tumbas de faraones que no había sido saqueada por ladrones a lo largo de los siglos.

Como resultado, los objetos dentro de la tumba estaban en excelente estado de conservación y proporcionaron a los arqueólogos una oportunidad única para estudiar la cultura y la religión del antiguo Egipto.

La controversia sobre la maldición de Tutankamón:

Uno de los aspectos más famosos del descubrimiento de la tumba de Tutankamón fue la supuesta «maldición» que se había pronunciado sobre cualquier persona que perturbara la tumba del faraón.

De hecho, varios de los miembros del equipo de excavación de Carter murieron poco después de descubrir la tumba, lo que llevó a algunos a creer que la maldición era real.

Sin embargo, la mayoría de los historiadores y científicos creen que la maldición no tiene ninguna base en la realidad y que las muertes fueron simplemente una coincidencia.

El legado de Tutankamón:

El descubrimiento de la tumba de Tutankamón ha tenido un impacto duradero en el mundo de la arqueología y en la cultura popular en general.

Los objetos encontrados en la tumba se han convertido en algunos de los más famosos y valiosos del mundo, y muchos de ellos se pueden ver en museos de todo el mundo.

Además, la tumba ha inspirado películas, libros y otros trabajos de ficción que han hecho que el nombre de Tutankamón sea conocido por todo el mundo.

Conclusión:

En conclusión, el descubrimiento de la tumba de Tutankamón en 1922 fue un hito importante en la historia de la arqueología y ha tenido un impacto duradero en la cultura popular.

La tumba y sus tesoros proporcionaron a los arqueólogos una visión única de la vida y la cultura del antiguo Egipto.

Aunque la supuesta «maldición» de la tumba ha sido objeto de controversia, el legado de Tutankamón como uno de los faraones más famosos de la historia sigue siendo tan poderoso hoy como lo fue hace más de 3,000 años.

Scroll al inicio